Blog

Focaccia, pan italiano con cebolla y romero

focaccia

Con pocos ingredientes y muy habituales en nuestra cocina, vamos a preparar una focaccia, delicioso pan italiano plano y cubierto con hierbas, y que, al igual que su compatriota la pizza, es muy popular y conocida por todo el mundo. Seguro que la has probado alguna vez servida como acompañamiento en muchos restaurantes italianos.

Muy sencilla de preparar, tan solo hay que respetar los tiempos largos de levado propios de todas las masas de pan, aunque la espera vale la pena porque el resultado es exquisito. 

Aunque el  aliño más habitual es aceite de oliva y romero, la focaccia es  muy versátil y puedes añadirle combinaciones diferentes de ingredientes para dejarla a tu gusto y para convertirla en un plato más completo. Cebolla y romero, olivas y orégano, tomate y albahaca, queso, verduras…., las posibilidades son infinitas.

Focaccia de cebolla y romero
 
Ingredientes
  • - 190g de agua
  • - 20g de aceite de oliva
  • - 1 cucharadita de sal
  • - ½ cucharadita de azúcar
  • - 155g de harina de fuerza
  • - 155g de harina de repostería
  • - 6g de levadura seca de panadería
  • - 1 cebolla
  • - romero
Preparación
  1. En un recipiente mezcla 160g del agua con la sal, el azúcar y el aceite.
  2. Añade la mitad de la harina y mezcla hasta obtener una masa densa pero todavía un poco líquida.
  3. Incorpora la levadura disuelta en los 30g de agua restantes.
  4. Amasa mientras vas añadiendo el resto de la harina.
  5. Deja reposar la masa 10-15 minutos para que se pueda trabajar mejor.
  6. Prepara una bandeja de horno con papel sulfurizado untado con un poco de aceite.
  7. Una vez reposada la masa, estira y dobla dos o tres veces, dale forma rectangular y ponla en la bandeja del horno. Deja levar durante una hora mas o menos, en un sitio cálido y sin corrientes ( yo la meto dentro del horno apagado).
  8. Extiende la masa sin estirar, simplemente apretando con los dedos y espolvorea por encima un poco de sal para evitar que haga costra. Deja reposar 30 minutos.
  9. Moja toda la superficie con un par de cucharadas de agua tibia y un chorro de aceite de oliva.
  10. Reparte por encima la cebolla cortada y el romero.
  11. Aprieta toda la superficie con los dedos para formar los hoyos característicos de la focaccia.
  12. Deja reposar durante una hora y hornea a 220° durante 15-20 minutos.

focaccia

Sin comentarios
Escribe un comentario

: